Carlos Rymer

Sustainability, Life, and More…

Archive for the tag “cambio climatico”

Revista Refugios: El Green Team

Comparto una pieza en la revista Refugios en Republica Dominicana sobre la situacion critica en la cual se encuentra el medio ambiente (y por ende la sociedad) y los esfuerzos que se llevan a cabo por la sociedad civil en busqueda de un mejor futuro.

Voz Dominicana Contra el Cambio Climatico

350Dominicana_thumbOriginalmente publicado en BBC Mundo.

“Nuestro propio futuro está en juego. Si no se hace nada, perderemos las playas del Caribe, los glaciares de Sudamérica, los bosques de la Amazonia, las zonas urbanas costeras y gran parte del patrimonio que nos da la calidad de vida que tenemos hoy”.

Así opina Carlos Rymer, el coordinador de la campaña denominada “350Dominicana”, un movimiento fundamentalmente de jóvenes con un fin claro: pedir al presidente Leonel Fernández que convoque una cumbre regional de mandatarios sobre cambio climático.

Quedan sólo cinco meses antes de la cumbre de Copenhague en diciembre, que buscará un nuevo acuerdo internacional que sustituya al de Kioto. Y Rymer cree que el cambio climático “es un tema donde los países de la region no pueden estar divididos, porque cualquier tratado los beneficiará a todos via financiamiento para el desarrollo de energías renovables y reforestación”.

BBC Mundo habló con el joven dominicano, quien se graduó en Desarrollo Sostenible en la Universidad de Cornell y recientemente terminó una Maestria de Administración Pública en Políticas y Ciencias Ambientales en la Universidad de Columbia, en Estados Unidos.

¿Por qué surgió 350Dominicana? ¿Cuál es el objetivo?

350Dominicana surgió por la necesidad de llevar el movimiento mundial llamado 350 a Republica Dominicana y al resto de América Latina y el Caribe.

El objetivo de la campaña, que comenzó en junio, es convencer al Presidente Leonel Fernández a tomar un papel importante en la región, llamando a sus homólogos a una cumbre regional sobre cambio climático.

La idea es que se pacte ir a Copenhague con una voz fuerte y unida que busque un tratado justo y efectivo, con 350 partes por millón de dióxido de carbono (CO2) como objetivo.

¿Por qué 350?

350 representa la concentración de CO2 en partes por millon (ppm) en la atmósfera, que impedirá cambios climáticos catastróficos.

¿En qué fuente se basa esa afirmación?

Según un estudio conducido por científicos de la NASA, (ver vínculo al estudio a la derecha) si la concentración de dióxido de carbono sobrepasa 350 ppm, la temperatura media global incrementará suficientemente para conducir a la aceleración de emisiones de gases de efecto invernadero por fuentes tales como los bosques tropicales, los océanos y el hielo permanente del Ártico.

O sea, si no se mantiene a 350ppm, las emisiones naturales globales se acelerarán sin control y causarán un incremento en la temperatura media mundial aún más elevado de lo previsto.

Es por esta razón que existe el movimiento internacional 350. La realidad es que las metas que la mayoría de los países más influyentes hoy están urgiendo -que se limite la concentración de dióxido carbono a 450-550ppm- no serán suficientes para evitar los daños catastróficos que podría traer un cambio climático acelerado.

¿A quién está dirigida 350Dominicana?

350Dominicana está dirigida a toda la población dominicana, incluyendo los dominicanos en el exterior. Queremos que todos los dominicanos conozcan los efectos que el cambio climatico traerá a República Dominicana.

¿Qué impacto está teniendo y se prevé que tendrá en el futuro el cambio climático en República Dominicana?

El cambio climático ya esta afectando el país drásticamente. Según un estudio que yo mismo realicé en la Universidad de Columbia (ver vínculo a la derecha), la disponibilidad de agua está cayendo en el país a causa de la intensificación de las sequías y la evapotranspiración, así como la caída de la precipitacion total anual. Específicamente, el estudio advierte que habrá una crisis severa de agua fresca en el país a finales del siglo a causa del cambio climático.

República Dominicana también se ha visto afectada por tormentas tropicales más intensas en los ultimos años. Y algunos acuíferos están siendo invadidos por agua salada debido a la subida del nivel del mar. Todo esto tendrán un impacto severo en la producción agrícola.

Y además tendremos que enfrentar la subida del nivel del mar. En nuestro país, que depende del turismo y donde la mayoría de las zonas urbanas están en las costas, ésto tendrá un impacto significativo. La subida del nivel del mar es la amenaza más grande a la calidad de vida en República Dominicana.

Read more…

Disponibilidad de Agua Dulce en RD Bajara Sustancialmente Este Siglo

sequiaEl siguiente articulo por Odalis Mejia fue publicado en el periodico HOY y es un resumen de un estudio sobre el impacto del cambio climatico sobre los recursos hidricos (ver aqui).

Una investigación realizada por estudiantes de la Universidad de Columbia en la ciudad de Nueva York establece que la disponibilidad de agua dulce en la República Dominicana se reducirá en 85% a finales del siglo, debido al cambio climático que además ocasionará  impactos severos a mediano plazo.

Advierte el estudio que ya se están viendo estos efectos con la sequía que afecta al país, la cual ha conducido a la reducción de la irrigación y la producción hidroeléctrica.

El estudio utilizó proyecciones del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático y el Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas para determinar la disponibilidad de agua fresca per cápita.

La investigación concluye que debido a una reducción de 20% en la precipitación anual, un aumento en la evapo-transpiración y el incremento de  la población dominicana en casi 50% a mediados del siglo, la disponibilidad de agua dulce per cápita se reducirá de 2,200 metros cúbicos en la actualidad  a menos de 400 metros cúbicos en el 2100.

“La República Dominicana debe de tomar medidas inmediatas para planificar para el largo plazo, debido a que la disponibilidad de agua fresca se reducirá en 85% a finales del siglo, con impactos severos también ocurriendo a mediano plazo,” expone Carlos Rymer,  estudiante dominicano de postgrado de la Universidad de Columbia y autor principal del estudio que realizó junto a Nosisa Ndaba y Emmanuelle Humbelt.

Rymer apunta que las  proyecciones deben tomarse en cuenta porque coinciden  con el plan del  gobierno de convertir al país  en el “granero” del Caribe, cuando el sector agrícola consume  más del 70% del uso del agua dulce.

Recuerda que los planes de enfrentar la crisis alimentaría se basan en el incremento de la producción agrícola, la cual demandará mayor agua dulce mientras su disponibilidad se reduce drásticamente.

Acciones.  El estudio  recomienda la aprobación de una ley que rija el manejo sostenible de los recursos hídricos, para un plan de adaptación que incluya la conservación en el sector agrícola y las zonas urbanas. Sugiere  la desalinización del  agua del mar para uso doméstico, la protección de cuencas hidrográficas, y el cultivo de variedades   resistentes a la sequía.

El Cambio Climatico Como Oportunidad

_42996689_carlos416Originalmente publicado en BBC Mundo.

Las universidades de EE.UU. son el escenario de una revolución y lo que está en juego es nada menos que el futuro de todos, de nuestro planeta.

En más de 600 universidades, los estudiantes desarrollan campañas, exigiendo que sus escuelas se comprometan a reducir la emisión de gases de efecto invernadero. Si bien el gobierno estadounidense no ha firmado los compromisos internacionales en la materia -como el tratado de Kioto- los jóvenes han decidido que son ellos los que deben mostrar liderazgo.

Carlos Rymer, de 19 años, es estudiante de desarrollo sostenible en la prestigiosa Universidad de Cornell, en Ithaca, en el estado de Nueva York. Nacido en EE.UU. de padres dominicanos, ha sido uno de los líderes de la campaña que llevó a Cornell a comprometerse este año a un programa de reducción de emisiones.

Rymer -quien también tiene una fundación en República Dominicana- dijo a BBC Mundo que es hora de ver el cambio climático como “una oportunidad para transformar la sociedad”.

¿Cuándo comenzó tu lucha por un campus verde en la Universidad de Cornell?

Los impactos del cambio climático ya se estaban intensificando en el 2005. Sabíamos que las universidades de este país debían hacer más para combatir este problema y también para enseñar el liderazgo que las escuelas y los estudiantes quieren que el gobierno tenga.

Hay una organización llamada Kyoto Now (Kioto ahora) . Me involucré con esa organización, fundada en el 2001 y comenzamos una campaña, Beyond Kyoto (Más allá de Kioto) porque sabíamos que la universidad iba a llegar a la meta de Kioto, que era reducir sus emisiones un 10% para el 2012, en relación a los niveles de 1990.

Empezamos la campaña y lo que queríamos era que la universidad se comprometiera a reducir sus emisiones a cero. Comenzamos a recolectar peticiones, a hablar a la gente, a trabajar con la prensa, y en noviembre del año pasado tuvimos una conferencia con estudiantes de universidades del Ivy League -un grupo de escuelas aquí en EE.UU. prestigiosas- y decidimos que íbamos a trabajar para que el Ivy League se comprometiera a reducir las emisiones a 0 para el 2008.

¿Cual es la situación actualmente en tu universidad, Cornell?

Cornell se ha comprometido a reducir emisiones a 0, pero no tiene una fecha todavía.

Mencionaste 2005 como un año en que se sintieron claramente los efectos del cambio climático. ¿Qué sucedió?

En el 2005, en el verano especialmente, en EE.UU, hubo unos cuantos huracanes que fueron muy fuertes, pero en la región donde yo vivo, en Nueva Jersey, en el noreste de EE.UU., había una sequía muy grande. Durante una semana estuve en una caminata por una cordillera de montaña y no había agua en ningún arroyo, en ningún río, todos los arroyos estaban secos y no teníamos agua. Eso es algo que nunca habíamos visto, y eso me hizo ver de un modo claro que esto es algo muy grande.

La temperatura ha aumentado nada más 0,8 grado centígrado en los últimos 40 años y va a incrementarse por lo menos 0,6 más. No me imagino como puede ser eso, será algo que va a impactar el planeta muy fuertemente.

Y luego tuvimos el huracán Katrina, y Rita y los otros huracanes, que hicieron mucho daño en Louisiana y en Texas, y eso me convenció de que debemos comprometernos a reducir completamente las emisiones de gases de efecto invernadero.

Ustedes hablan de reducir a cero, o impacto neto 0, como un sinónimo de ser carbon neutral, o neutral en las emisiones de carbono, ¿qué quiere decir esto exactamente?

Entiendo que sería más difícil para un país, porque es difícil cambiar el transporte, cancelar por ejemplo las plantas térmicas a carbón, pero en el campus nosotros podemos hacer el cambio a energía limpia, porque nosotros la compramos de una compañía que vende la electricidad.

También tenemos recursos locales y podemos instalar molinos de viento. En el pasado la universidad de Cornell ya tenía un plan para instalar cuatro molinos de viento que le darían 20% de electricidad al campus, pero lo tuvieron que cancelar porque había unas cuantas personas opuestas en la comunidad.

Ahora que la universidad ha firmado el compromiso, tenemos dos lugares que estamos mirando para desarrollar molinos de viento.

¿Pero cómo logran esa neutralidad o impacto cero?,¿Toman otras medidas como plantar árboles, que se usan como un crédito positivo a la hora de calcular el impacto que tienen en el medio ambiente?

En electricidad, queremos que sea todo energía limpia, pero con los vehículos sería algo más difícil, o con el traslado de profesores que viajan a otros lugares. Entonces vamos a comprar lo que se llama carbon offsets, o sea, alguna compañía en otra parte del país o del mundo hace alguna actividad que previene o reduce las emisiones de gases de efecto invernadero. Y entonces es como un crédito que compramos, tenemos el título de esas emisiones que fueron reducidas y lo usamos para decir que nosotros reducimos las emisiones que no pudimos prevenir en el campus.

¿Cuándo se verán en la realidad los cambios en el campus?

Bajo el compromiso tenemos dos años para desarrollar un plan y poner una fecha, pero ya el presidente de la universidad se comprometió a que el plan sea desarrollado en el año académico que viene.

Quizás en mayo del 2008 ya tengamos un plan y tengamos ya que comenzar a reducir las emisiones. Y nosotros los estudiantes vamos a trabajar para que la fecha sea lo más pronto posible. Los molinos de viento, por ejemplo, tardarían dos años en instalarse y son proyectos que le ahorrarían a la escuela mucho dinero.

Pero ya estamos viendo unos cuantos efectos del compromiso, por ejemplo, ya que la universidad se comprometió a que todos los edificios que sean diseñados de ahora en adelante tienen que ser verdes, o sea, eficientes en el uso de energía, usar materiales reciclados, la energía del sol.

Tenemos entendido que el documental de Al Gore jugó un papel fundamental en estimular el interés de los estudiantes en actuar ante el cambio climático.

El video de Al Gore fue increíble, cada vez que lo enseñábamos en el campus venía mucha gente a verlo y cuando salíamos a recolectar firmas para las peticiones nos decían, “yo vi la película de Al Gore y estoy convencido de que tenemos que hacer algo”.

Esa película hizo despertar a todo el mundo.

El gobierno de EE.UU. no ha ratificado Kioto. ¿¿Piensan entonces ustedes que deben asumir la responsabilidad ya que el gobierno no lo hace? ¿Cómo ven su papel?

Yo creo que el movimiento de los jóvenes sobre el cambio climático es el que en verdad esta enseñando lo que se debe hacer. Más de 600 universidades en el país tienen campañas para hacer que sus campuses sean carbon neutral y más de 250 escuelas ya se han comprometido.

No sólo eso. Estamos organizando marchas, yo organicé una en Nueva Jersey y habrá otras en Iowa y New Hampshire en el verano. También nos reunimos líderes y decidimos que en las elecciones del 2008 nosotros vamos a hacer que los candidatos hagan este tema una prioridad en su campaña.

Ya le hemos preguntado a casi todos los candidatos cuál es su plan para el 2008 para reducir las emisiones.

La administración de ahora no quiere hacer nada sobre este tema, el movimiento en verdad está en los jóvenes, nosotros somos los que estamos aplicando las soluciones que se deben de aplicar.

¿Cómo has llevado estas ideas a Republica Dominicana?

Yo viví en Republica Dominicana durante siete años, mi papá vive allá y conozco a muchas personas, entonces en enero pasado yo estaba allá y establecimos “Romana Sostenible”, hay unos cuantos profesores, también me ayudaron personas de mi familia.

Lo que tenemos planeado hacer es avanzar el desarrollo sostenible del país y ahora mismo estamos trabajando en un proyecto de energía eólica. Ya el país pasó una ley para impulsar el desarrollo de fuentes de energía renovable.

Nosotros tenemos una propuesta que vamos a presentar en el verano, para que pasen otra ley diciendo que la energía renovable debe abastecer el 50% por lo menos de la energía primaria para el 2020.

Es algo que sería económico y bueno para el medio ambiente de este país, y es algo que sería muy posible con la caída de los precios que estamos viendo de las energías renovables.

Nuestra misión es promover el desarrollo sostenible. También estamos haciendo agricultura sostenible y sostenibilidad urbana y vamos a trabajar con educación sobre desarrollo sostenible en las escuelas secundarias.

En países de América Latina muchos estudiantes pueden pensar que tal vez hay otros problemas más urgentes, como la falta de recursos, falta de trabajo, universidades de paro. ¿Qué les dirías a otros jóvenes en cuanto a la necesidad de liderazgo y la urgencia de hacer algo?

Esto se conecta a algo en lo que estoy trabajando. Estamos comenzando una organización aquí en Nueva Jersey y lo que queremos hacer es cambiar cómo la gente mira al tema de cambio climático, queremos que se pueda mirar el tema como una oportunidad de transformar la sociedad.

Lo que estamos haciendo es poner al cambio climático como el síntoma más grande de todos los problemas que tiene nuestro sistema económico y nuestro sistema político ahora mismo mundialmente.

Estamos diciendo que lo que debemos cambiar en realidad es cómo se desarrolla la política y cuál es la estructura del mercado y estamos usando el cambio climático como un tema que está conectado a todos los otros problemas, como la pobreza, la agricultura, la salud.

Muchos de los temas que la gente tiene como su primer interés están conectados al cambio climático, y podemos usar el cambio climático como evidencia de que debemos transformar la sociedad, porque eso es en realidad lo que necesitamos. Si lo ponemos de esa forma, creo que podemos atraer a muchas más personas, atraerlas a promover algo que puede transformar nuestra sociedad.

Creo que los jóvenes en Latinoamérica deben hacer la conexión entre cambio climático y los otros problemas en los cuales ellos están trabajando, ver que hay una conexión y si pueden promover soluciones en una manera diríamos más visionaria, que sea más transformativa de la sociedad, sería mejor no solo para el tema que están trabajando, sino para todos los problemas que la sociedad tiene en estos momentos.

Imagino una estudiante de economía en Uruguay, de ingeniería en Colombia, de sociología en Perú…¿que tipo de transformaciones podrían estos estudiantes conectar con el cambio climático?

Si miramos el cambio climático desde el punto de vista económico, mencionando las alternativas que hay para usar energía por ejemplo -y en Latinoamérica muchos países son dependientes de importar petróleo- si lo miramos desde el punto de vista económico, sería más barato usar fuentes de energía renovables como la energía eólica. También crearía mucho trabajo.

Otro ejemplo. En la agricultura, el cambio climático está creando mucho estrés por los cambios de precipitación y temperatura. Si miramos al tema de forma de tratar de adaptarse y hacer una agricultura más sostenible, por ejemplo no usar tantos fertilizantes que requieren hidrocarburos para ser producidos, o prácticas que prevengan emisiones de metano, es mucho mejor hacer la conexión.

Seguramente, muchas de las medidas que recomiendan para el campus, podrían aplicarse a la oficina donde uno trabaja. Los que no están en la universidad, ¿qué pueden hacer en su lugar de trabajo?

El lugar de trabajo es otra oportunidad, si pueden hablar con los que toman las decisiones para ver qué se puede hacer para reducir el impacto, pero también pueden hacer cosas más pequeñas como promover el cambio de los bombillos incandescentes o cambios de los productos, como material y papel reciclado y usar menos materiales, por ejemplo, en empaque.

Si algún estudiante quiere contactarte, ¿a dónde puede escribirte?

Hay dos organizaciones muy buenas, The Association for the Advancement of Sustainability in Higher Education (Asociación para el Avance de la Sostenibilidad en la Educación Superior) http://www.aashe.org, ahí en donde dice contáctenos está la dirección de correo, ellos tienen muchos recursos.

La otra es la organización que se llama Energy Action, la que está encargada del Campus Climate Challenge (Desafío Climático del Campus) y la página es http://www.campusclimatechallenge.org

Yo trabajo con esas dos organizaciones, pero también siempre me pueden escribir a mí. La dirección es cmr55@cornell.edu.

Post Navigation

%d bloggers like this: